Teniendo Conversaciones

In Información by Alicia Llanas1 Comment

Este es el quinto, y último extracto escrito por Barbara Mitchell, madre de un jóven con síndrome de Down, basado en el Programa Communication Partners (Compañeros de Comunicación) del Dr. James McDonald, que funciona para niños con cualquier problema de comunicación.

Para tener conversaciones, primero hay que pasar por los primero cuatro puntos, si tu hijo es no verbal, si no le gusta estar conviviendo y no sabe compartir turnos, te recomiendo veas los primero cuatro puntos.

1-. Juego Social
2-. Tomar Turnos
3-. Comunicación No verbal
4-. Aprendiendo el Lenguaje

Ahora hay que trasladarlo al día a día, en toda actividad

Teniendo conversaciones

Mi hijo y yo pasamos de ser compañeros de juego a compañeros de conversación, yo veo lo importante que es para el sentirse exitoso en nuestras interacciones. Aun tengo que ver como hablo con el. Si le pongo mucho estrés, el termina la conversación se va y hace algo por su cuenta dónde el pueda sentirse exitoso.

Hay varias maneras importantes que he aprendido para mantenerlo en conversaciones.

Primero, le doy la libertad de que diga lo que el puede decir, como el lo pueda decir, sin estarlo corrigiendo siempre. Sus palabras y frases no son siempre perfectas, pero el piensa en si mismo como un comunicador y responde a otros con regularidad. Manteniéndose en conversaciones se esta haciendo un hábito en el.

He aprendido a no preguntar mucho. La mayoría de los padres hacemos pregunta tras pregunta. Creemos que empezará una conversación, pero frecuentemente pasa lo opuesto. “Qué estas haciendo? porqué lo estas haciendo?” o ” Qué hiciste en la escuela hoy? qué aprendiste? te portaste bien ? con quién jugaste en el descanso?” nuestras preguntas nunca terminan!

La mayoría de las veces los niños nos ignoran y no responden a nuestras preguntas, porque no esperamos una respuesta o porque no esperamos por la respuesta. He visto como haciendo un comentario y esperando por la contestación traen mucho más respues de mi hijo. Los comentarios le dan a los niños la libertad de decir lo que esta en sus mentes. No tienen que dar una respuesta “correcta”. “Te ves hambriento” en lugar de “Qué quieres comer?”, “Parece que te divertiste” en lugar de “qué hiciste hoy”, “Es hora de vestirse” en lugar de “Qué te quieres poner”. Piensa en maneras de cambiar las preguntas en comentarios, y así tu niño probablemente hablará más. Esto no significa que nunca debemos hacer preguntas. Sólo debemos de tener cuidado de hacer sólo preguntas que realmente queremos tener respuesta y estar dispuestos a esperar por la respuesta.

Otra cosa que me ayudo, es a hacer conversaciones de las actividades diarias. No tienen que ser largas, ni importantes – sólo frecuentes. Si Mark se esta cambiando para ir a la escuela, le puedo decir: “esa camiseta es muy pequeña”. Eso le puede dar una idea y escoger otra y decir “esta es más grande”, y podría añadir “me gusta esa nueva camiseta azul”. Añadiendo más comentarios como estos, dan la oportunidad de practicar y quedarse en conversaciones más largas. Es una manera fácil en la que un niño con Síndrome Down aprenderá a hacer un habito el comunicarse!

Tuve una experiencia el verano pasado sobre la importancia de esto. Mark y yo estábamos en el juego de béisbol de su hermano de 10 años.Cerca de nosotros estaba una mamá con su hija que tenía S.D. La chica tenía como 12 o 15 años. Mientra veía de reojo a la mamá e hija, me dí cuenta que no se hablaban entre ellas durante el juego. La chica se arreglaba el cabellos, se amarraba las cintas, comió dulces, tomó soda, y veía a la gente a su alrededor pero nunca las vi hablando, hasta que el juego termino y se iban.

En el campo era otra cosa totalmente diferente. Los entrenadores estaban constantemente interactuando con los chicos, enseñándoles como pichar, batear o atrapar la bola. Pensé en el termino “entrenador de comunicación” y entendí que esta es la manera en la que debemos de estar con nuestros hijos. Los niños con síndrome down, no aprenderán a mantenerse en conversaciones sólo observando y escuchando, sino teniendo mucha practica al “jugar con palabras” de la misma manera que los niños y entrenadores juegan y practican al béisbol. Sólo con mucha práctica pueden mejorar!

Comments

Leave a Comment