Sexto aniversario!

Seis años escribiendo y compartiendo los momentos buenos y los momentos difíciles.

Mi esposo fue el que me alentó a tener este espacio, sin él, sin su apoyo, este blog no existiría. GRACIAS

A nuestras familias y amigos GRACIAS porque ustedes han sido pieza importante, porque ustedes han compartido, han hablado, han llevado el mensaje más lejos.

A cada uno de los que llegaron por google, recomendación, facebook, youtube o cualquier otro medio, GRACIAS, por su interés, por los mensajes, correos, llamadas, siempre es una gran responsabilidad dar un consejo cuando me lo piden, y AGRADEZCO su confianza, sin ustedes este espacio no sería lo que es.

Seis años compartiendo lo bueno y lo difícil de tener uno dos hijos con síndrome de Down.

Seis años de compartir lo que hemos intentado y que nos ha funcionado, con la esperanza de que en algún lado alguien se vea beneficiado.

Cuando tienes un hijo con síndrome de Down, de repente sientes que el mundo se te viene abajo, pero con el tiempo te das cuenta que la vida continua, es por eso que este último año decidí compartirles un poco más de cosas fuera del síndrome de Down

Me han acompañado en mi camino hacia una nueva yo, una Alicia con menos peso, mejor salud y mejores hábitos, aun sigo en proceso, no ha sido fácil, pero me siento de maravilla.

Este año dos de los escritos más vistos son relacionado a las fiestas de Elías y Eva, lo que hicimos, y como lo hicimos, y les digo un secreto? es un pequeño gran pretexto para que gente ‘ajena’ al síndrome de Down venga a dar aquí por casualidad y se entere un poquito de lo que es el síndrome de Down, porque al final, espero que este espacio ayude a cambiar de manera de pensar a personas ajenas a la discapacidad.

También este año vieron como nuestra familia creció, con la adopción de una pug a la que llamamos Lola, que hoy está cumpliendo dos años 🙂

Y han sido parte del inicio de un nuevo proyecto personal, al empezar a dar clases a niños con síndrome de Down y acompañarlos en su inclusión escolar, dar asesorías a padres que se encuentran en otras ciudades, e incluso otros países y tal vez todo esto en un futuro  pueda convertirse en algo más grande.

Y quizás la cereza del pastel de este año, algo totalmente inesperado,  fue poder escuchar a la alcaldesa de Monterrey dar un discurso en la inauguración del 5to Congreso de síndrome de Down Monterrey, y que usará la carta que hice para la escuela de Eva.

Cuando me acerque a ella para decirle que yo escribí esa carta, que soy Alicia la mamá de Eva me felicito y me dijo que siguiera compartiendo.

Pero definitivamente algo que me motiva a seguir son sus mensajes, sus comentarios, sus buenas vibras, la amistad que muchos de ustedes me han brindado, el poder conocerles en persona y darles un abrazo, escuchar que con cierto escrito lloraron o rieron, que después de estar “atorados” en lectura o matemáticas algo de lo que aquí se ha compartido les ha funcionado de maravilla, saber que papas nuevos encontraron algo de luz en el camino al leernos, y que otros se han sentido acompañados durante alguna situación, maestros que quieren más para sus alumnos, personas ajenas al SD cambiando de actitud, etc así que mientras haya una persona leyendo que se beneficie yo seguiré escribiendo y compartiendo.

Así que aquí seguiré trabajando lo mejor que pueda, para darles lo mejor, via blog, facebook, instagram o youtube, vivan en Monterrey o vivan en otro país, aquí hay alguien que esta dispuesta a apoyarles.

No porque tenga todas las respuestas, ni las mejores, sino porque se que se necesita un extra y de nada sirve que lo que aprenda se quede sólo para mis hijos, o para mi circulo de amistades.